Avisar de contenido inadecuado

Carta Navideña

{
}

MENSAJE PARA EL SEÑOR JESÚS

 

Querido... bueno... estimado Señor Jesús:

En esta Navidad nacenos de otro modo, venimos más modestamente, de entrecasa.

No lo digo por lo del pesebre y la fábula, sino por tu pretensión ulterior, la que divide.

Permitimos que tus padres sean los naturales (después de todo, la Naturaleza es implacable).

Dejanos que ellos tosan, que vayan al mercado, que te hayan concebido en relación sexual.

Que se hayan alegrado por la esperada noticia.

Que hayas sido parido con sudor y dolor.

Te queremos gente como uno (no Superman) Jesús.

Cuando reinas eterno, etéreo, heterohumano, redentor, fin, origen, Mesías-Cristo-Ungido, te apartas demasiado, ocultas tu dispepsia.

Te intuimos en imperios de luz y eternidad y te pierdes pueblitos con las casitas bajas.

Nunca nos preguntaste si te pretendíamos Dios.

Lo de Caifás no cuenta, me refiero a nosotros.

Disculpa si no tuve presente tus prodigios, los llamados milagros que no cambian las cosas.

En verdad, bastaría con que fueras buen tipo.

Que hayas ido a la Cruz por fiel a tus principios, sabedor que la tuya es una más entre tantas cruces que Jesuses Anónimos soportan.

Y ellos no son Dioses ni tampoco pretenden redimir a ninguno de nosotros mortales perdidos, sin remedio, en el juego sin rumbo de nuestro tole-tole, el misterio, la vida.

Saludame a tu gente y vente sencillito.

Y, si hay circo montado, entra por la otra puerta.

 Ósculos y abrazos

{
}
{
}

Comentarios Carta Navideña

Hola María es un gusto volverte a leerte. Espero qué pases una feliz navidad. Manuel.
Te deseo lo mismo amigo Manuel. Un abrazo muy fuerte, Feliz Navidad.
original siempre Maria
Verte siempre es de lo mas agradable Mujer del Sur.
Besos y Felices Fiestas.

Deja tu comentario Carta Navideña

Identifícate en OboLog, o crea tu blog gratis si aún no estás registrado.

Avatar Tu nombre